¿Qué es la articulación temporomandibular (ATM)?

La articulación temporomandibular (ATM) es una articulación formada por dos superficies articulares: la cavidad glenoidea del hueso temporal y el cóndilo de la mandíbula. Entre ambas superficies articulares se interpone un menisco o disco articular, el conjunto  está reforzado por una cápsula articular y un sistema ligamentario.

¿Cuáles son los síntomas de la articulación temporomandibular?

1. Dolores del oído y del maxilar

Los dolores en esta región pueden estar ocasionados por dos motivos: problemas en la ATM o irradiación de la raíz sensitiva de C2-C3, nervio auricular mayor.

2. Desviación de la mandíbula

Normalmente la desviación se produce durante el movimiento de apertura de la boca. Esta desviación mandibular puede producirse por dos motivos:

  • Espasmos musculares: Se produce una contracción de las fibras musculares del músculo temporal homolateral a la disfunción, pterigoideos y maseteros.
  • Torsión mandibular: Anatómicamente existe un cóndilo que está más anteriorizado que el otro. De esta forma, el cóndilo anterior comienza el movimiento antes que el otro produciéndose una desviación hacia el lado del cóndilo posterior.

3. Disminución de la apertura de la boca

Los espasmos de las fibras posteriores del temporal, pterigoideo interno y masetero, en definitiva, los músculos del cierre de la boca, son los responsables de este problema.

4. Chasquido de la ATM

El chasquido articular se produce cuando existe un conflicto articular entre ambas superficies articulares (cóndilo mandibular y cavidad glenoidea) y el menisco. Además, existe una mala coordinación motora entre el pterigoideo externo y el resto de músculos masticadores. 

5. Cefaleas

Las cefaleas pueden tener causas diferentes:

  • Lesiones de los niveles vertebrales C1-C2-C3 que tienen una repercusión sobre el nervio mayor de Arnold o sobre la arteria vertebral.
  •  Tensión sobre el agujero rasgado posterior por el que pasa la vena yugular interna, responsable del 90% del drenaje venoso craneal.
  • Tensiones sobre las fascias de la base del cráneo que pueden producir alteraciones en la arteria carótida a nivel de la zona pterigomaxilar. 

6. Zumbidos

Pueden producirse por trastornos a nivel cervical o de la región temporal (zona de paso del nervio auditivo y de la arteria carótida).

7. Vértigos

Los vértigos pueden producirse por múltiples causas:

  • Trastornos en la región temporal (VIII nervio auditivo o porción laberíntica).
  • Lesión circulatoria de la arteria vertebral por lesiones cervicales o de la arteria carótida por lesiones del temporal o del esfenoides. 
  • Hipertensión arterial intracraneal

8. Cervicalgia

Las cervicalgias se explican por disfunciones de las vértebras cervicales, pero también por el hecho de que el sistema estomatognático está formado tanto por los músculos masticadores como por los músculos hioideos, y si unos están alterados los otros también.

¿Necesitas que estudiemos tu caso?

Pide tu cita ONLINE ahora mismo

Raúl Romero del Rey - Doctoralia.es